¿Cuál es el problema con que las marías sean o estén chulas?

Hemos amanecido ayer en Guatemala con esta noticia, que han publicado diversos medios, pero que aquí citamos por Publinews:

Este lunes, 17 de julio, la señorita María Andrea Flores, encargada de la tienda virtual “María Chula“, ofreció una disculpa pública en la sede de la Comisión Presidencial Contra la Discriminación y el Racismo Contra los Pueblos Indígenas en Guatemala (Codisra [sic]), por los términos que componen el nombre de dicha empresa, los cuales son peyorativos y discriminativos contra mujeres indígenas, según la entidad gubernamental.

La denuncia fue realizada el pasado 22 de mayo ante el Ministerio Público (MP), previo a la realización de un monitoreo sobre la situación, según indicó Codisra [sic].

Reproduzco el comunicado de CODISRA, que esta comisión ha compartido en su perfil de facebook:

CODISRA María Chula

Como podemos leer, en dicha acusación de racismo, los términos “María chula” son discriminatorios contra las mujeres mayas. Los argumentos serían:

  • “María” es un término peyorativo para nombrar a las mujeres indígenas que portan indumentaria maya, “una sobregeneralización que anula su identidad individual”.
  • “Chula”, sería un término despectivo y paternalista utilizado para referirse a las empleadas domésticas.

Como español, que lleva cuatro años en Guatemala, la noticia me ha dejado perplejo, pues no había sentido en ningún momento ninguna carga racista en estos términos.

Sigue leyendo

¿Guión o guion? ¿Y su etimología?


Significado de guion

Según el Diccionario panhispánico de dudas (2005) guion quiere decir:

guion1 o guión. ‘Escrito que sirve de guía’ y ‘signo ortográfico’. La doble grafía, con o sin tilde, responde a las dos formas posibles de articular esta palabra: con diptongo (guion [gión]), caso en que es monosílaba y debe escribirse sin tilde; o con hiato (guión [gi – ón]), caso en que es bisílaba y se tilda por ser aguda acabada en -n. La articulación con diptongo es la normal en amplias zonas de Hispanoamérica, especialmente en México y en el área centroamericana; por el contrario, en otros países americanos, como la Argentina, el Ecuador, Colombia y Venezuela, al igual que en España, esta palabra se articula con hiato y resulta, pues, bisílaba. Debido a esta doble articulación, y con el objetivo de preservar la unidad ortográfica, en la última edición de la Ortografía académica (1999) se establece que toda combinación de vocal cerrada átona y abierta tónica se considere diptongo a efectos de acentuación gráfica. Por ello, en guion y otras palabras en la misma situación, como ion, muon, pion, prion, Ruan, Sion y truhan, se da preferencia a la grafía sin tilde, aunque se permite que aquellos hablantes que pronuncien estas voces en dos sílabas puedan seguir tildándolas ( tilde2, 1.2).

Ortografía de guion

Sin embargo,  aunque esta edición de 2005 afirme que la palabra puede seguir tildándose, por no abandonar el principio de unidad ortográfica, se la consideró en 2010, a efectos de la acentuación, como palabra con diptongo y, por tanto, monosílaba, por lo que no debería acentuarse:

Sigue leyendo

La historia de los tercios españoles en un video de 5 minutos

Hoy les comparto este pequeño video animado que resume de modo muy completo toda la historia del que fuera, en su momento, el ejército más potente del mundo, capaz de sustentar todo un imperio.

Como se describe en el video, las tácticas de combate en formación cerrada, con picas, espadas y proyectiles (ballestas y arcabuces) fueron aprendidas en el asedio al Reino de Granada en la última fase de la reconquista de la península ibérica a los musulmanes. Fue una técnica importada de los combatientes suizos que llegaron a apoyar la cruzada, aunque hubiera antecedentes en la formación cerrada de los hoplitas en la Antigua Grecia, o en la de tortuga en las legiones romanas. Parece ser que el combate con picas largas tuvo un protagonismo especial en las campañas asiáticas de Alejandro Magno. Los tercios españoles retomaron toda esta tradición clásica y la elevaron a una actualización muy efectiva del combate de infantería para los siglos XVI y XVII. El desarrollo de las fortificaciones y la artillería desde el siglo XVIII cambiaría la forma de combatir y la efectividad de estas tropas, marcando también en el campo militar, la decadencia del dominio español sobre territorios y rutas comerciales.

Como curiosidad, de los suizos llegados a España no solo quedó la forma de combatir y bastantes elementos de la armadura como el morrión, el famoso casco icónico de los tercios y conquistadores españoles de las Américas. También quedó la palabra española bigote. Al parecer, estos suizos de habla germánica se mesaban los mostachos a menudo mientras juraban por Dios en su dialecto (Bei Gott! Bei Gott!).

Les dejo el prometido video, curado desde el canal de Youtube Memorias de pez:

 

Sigue leyendo